Nuestra historia representa la esencia de nuestro trabajo.

Paola Quintal, creadora de Amaranto Comunicación Creativa, siempre platica que ya desde niña disfrutaba imaginando y escribiendo cuentos. De hecho, a día de hoy, su mamá aún conserva uno en particular que siempre es razón de risas y buenos recuerdos. Fue así, y conforme fue creciendo, que su manera de comunicación más cercana fue siempre a través de cartas.

Muchas historias comenzaban y se contaban así; al igual que permisos y otras tantas aventuras. Si el destino existe, podríamos decir que ya estaba escrito, literalmente, para Paola.


Pasados los años, y después de terminar su carrera enfocada a la comunicación, decidió que para descubrir lo que realmente la haría feliz profesionalmente era fundamental tachar de su lista varios trabajos que le llamaban la atención. Así fue como pasó de trabajar en su universidad a una agencia de publicidad en donde descubrió que le encantaba redactar artículos para una revista de gastronomía. De ahí emprendió vuelo a una consultora y más tarde a un gran corporativo; lugar que la impulsó más adelante a convertirse en editora de una revista.


Con el paso del tiempo tuvo la oportunidad de volver a trabajar en una agencia de publicidad, lugar en el cual se dio cuenta de aquello que realmente le apasionaba; tener la libertad de crear, aportar, absorber conocimiento, pero, sobre todo, de seguir escribiendo.


Pero, como toda historia, todo lo que sube tiene que bajar, por lo que después de varias turbulencias un día lo supo y se lo dijo a sí misma: ¡Es momento! En otras palabras: le cayó el viente de lo que realmente quería hacer con todo aquello que había aprendido hasta ese momento. Fue así, como su vocecita interna la llevó a dar uno de los pasos más importantes de su vida.

Por lo que, en febrero del 2015; 6 años después de muchas experiencias laborales, varios jefes, aprendizajes, éxitos y fracasos, fue que germinó Amaranto Comunicación Creativa. Y hasta el día de hoy, Paola afirma que, sin duda, es la mejor decisión que pudo haber tomado.


Conoce nuestros servicios.

¿Por qué nos llamamos como una planta?

Esta es una pregunta que nos encanta responder.

Nosotros al ser una empresa mexicana, quisimos elegir un nombre que pudiera representar orgullosamente a nuestro país. El amaranto, es una planta que ha formado parte de México desde hace más de 10 mil años, formando parte de grandes civilizaciones como los mayas y los aztecas. Esta trascendencia nos sirvió de gran inspiración.

Nuestro logo.

La letra “A” de nuestro logo representa una pluma; como aquellas que se utilizaban antiguamente con un tintero, y a la flor del amaranto que, curiosamente, tiene una forma similar.

Estos elementos, en sinergia, reflejan la trascendencia e importancia que ha tenido, tiene y seguirá teniendo la escritura.